Skip to main content

Halloween es una fecha en la que todos nos emocionamos y queremos celebrar, disfrazarnos y comer dulces. Para nuestros perros algunas de las actividades típicas de Halloween, como disfrazarse o comer dulces, pueden ser estresantes o peligrosas. Sin embargo, con algunos tips puedes disfrutar de esta fecha de manera segura y divertida con tu perro:

 

1. Escoge una alternativa natural a los dulces

Los dulces son básicos en las celebraciones de Halloween. Sin embargo, la gran mayoría de dulces son peligrosos para los perros y gatos. Por lo tanto, si queremos que nuestras mascotas también celebren Halloween tenemos que encontrar alternativas saludables y naturales.

 

2. Elige un disfraz cómodo

Disfrazar a nuestros perros es una experiencia divertida. Sin embargo, si no tenemos cuidado en la elección del disfraz para no limitar su movilidad. Además, debemos tener en cuenta los peligros de asfixia, ya que muchos disfraces contienen piezas o telas pequeñas que tu perro puede arrancar y tragar. Una vez que disfrazas a tu perro, es importante leer su lenguaje corporal. Si está incómodo debido al disfraz es probable que se estrese, se ponga inquieto o llore.